Compartir
Publicidad
Publicidad
El verano sabe a gazpacho, paella y moluscos y nos lo comemos en los mejores restaurantes con vistas al mar (o casi)
Restaurantes

El verano sabe a gazpacho, paella y moluscos y nos lo comemos en los mejores restaurantes con vistas al mar (o casi)

Publicidad
Publicidad

Los hábitos gastronómicos de los españoles cambian con las altas temperaturas. Con la llegada del calor cambian radicalmente nuestros hábitos alimenticios y empezamos a consumir frutas, verduras frescas, pescados y mariscos en mayor cantidad. Damos la bienvenida a comidas frescas y ligeras que requieren de poco tiempo de preparación y nos despedimos de elaboraciones pesadas y laboriosas durante unos meses. Porque lo de cocinar en verano, no apetece mucho.

Cada familia o individuo cuenta con un repertorio de platos que prepara con regularidad en estas fechas: ensaladas, sopas frías, arroces, etc. Muchos de ellos son propios, pero también los hay que se repiten en todos los hogares pues son, año tras año, los platos más veraniegos de España.

La gastronomía de nuestro país es una de las más variadas del mundo y casi todas las regiones españolas tienen cantidad de platos en su haber que cobran especial protagonismo durante los meses estivales. No obstante, a nadie pillará por sorpresa descubrir que el gazpacho, la paella y las almejas a la marinera son los platos más veraniegos.

El gazpacho

Gazpachodesandia 1024 Trendencias

Esta sopa fría de origen andaluz es el rey de las mesas de verano, es el plato más popular del país en los meses de calor. No hay casa en la que no se prepare, ni restaurante que no lo incluya en su carta. Y es que lo tiene todo: se prepara en un abrir y cerrar de ojos, no requiere cocción, está repleto de verduras y hortalizas, es sano y nutritivo y, además de alimentarnos, nos mantiene hidratados.

Si a todo esto le añadimos que está abierto a multitud de variantes y que admite cualquier tipo de acompañamientos, pues no es de extrañar que tenga tanto éxito. Y es que, como reza el refrán "del gazpacho, no hay empacho", aplicable tanto a la hora de comerlo como de prepararlo, porque el esfuerzo que requiere es inexistente.

Collagebibo

Aunque, si no os apetece ni agarrar la batidora y tenéis la suerte de encontraros en la Costa del Sol, siempre podéis acercaros a BiBo Marbella y daros un homenaje al paladar en forma de gazpacho amarillo, tomate nitro, albahaca y aguacate o gazpacho verde de aguacate, hierbas, pistachos y granizado de agua de tomate que prepara el popular y estrellado chef Dani García. Y también disfrutar de las experiencias que ofrece el local, con su terraza rebosante de luz, sus rincones verdes y frondosos y su ubicación en

La paella valenciana

Paella Valenciana

Si hay un plato al que los turistas no se resisten, ese es la paella que fuera de España es considerado plato nacional. Los turistas comen paella una de cada tres ocasiones que se sientan a la mesa, pero no son solo los extranjeros quienes la adoran. Para la mayoría de españoles, calor y verano son sinónimo de paella con amigos y en chiringuito. No es que no la comamos en otras épocas del año, es que en verano nos apetece más.

La auténtica paella valenciana está compuesta por arroz, azafrán, pollo, conejo, garrofó y bajoqueta, Admite caracoles y alcachofa (paella de invierno), según versiones, y se culmina con una ramita de romero. Pero ya está. Ni cebolla, ni guisantes, ni tomate, ni gambas, ni mejillones, ni pimientos, ni ninguna de esas cosas que tanto gustan y son tan fotogénicas. Una buena paella valenciana realza su sabor si está hecha a la leña, más aún si es de naranjo. Entonces estaríamos ante una auténtica delicatessen.

Arroceriaduna 1

De entre los lugares en los que darnos el capricho de saborear una paella valenciana de matrícula de honor, de esas de recordar de por vida, está Arrocería Duna. Un espacio único, con sabor a sal y aroma mediterráneo, en pleno parque Natural de La Albufera. Rodeado de dunas y junto al mar. Un paraíso, no hay más que ver la imagen para comprenderlo.

Las almejas a la marinera

Dsc 0063

Los frutos del mar, generalmente frescos y ligeros, hacen las delicias de los paladares más exigentes en los días de calor. Mariscos y pescados apetecen con horror y entre ellos, muy especialmente, las almejas a la marinera. Entonces Galicia se convierte en su mejor embajadora y sus vinos Ribeiro y Albariño, servidos bien fresquitos, los perfectos acompañantes con los que regarlas.

Tg Carrusel Cabecera Grande

Aunque son sencillísimas de preparar, la clave de unas buenas almejas a la marinera radica en la calidad de la materia prima. Nada nuevo. Esto ocurre con todo, pero con este plato más aún. De ello y de productos del mar en general saben mucho en Culler de Pau, el acogedor, auténtico y respetuoso restaurante del estrellado Javier Olleros, ubicado en O Grove, desde el que, a través de su enorme ventanal, se divisa una vista impresionante de la ría de Arosa. Así, todo sabe mucho mejor.

En Trendencias Lifestyle | Cinco sorprendentes maneras de comer aguacate (y no, ninguna de ellas es guacamole)

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos