Compartir
Publicidad
Si quieres renovar tu pulsera deportiva, Fitbit tiene lo que buscas en sus Charge 2 y Flex 2
Tecnología y Gadgets

Si quieres renovar tu pulsera deportiva, Fitbit tiene lo que buscas en sus Charge 2 y Flex 2

Publicidad
Publicidad

Si ya has visto que eso de llevar una pulsera que mida tus pasos y ejercicio diario no es sólo una moda más y has decidido lanzarte a por una, estás de enhorabuena. Y si lo que quieres es jubilar la que ya tienes porque los datos que te ofrece se te han quedado cortos, también.

Fitbit vuelve a la carga, o quizás debería decir a la “charge”, porque renueva sus dos modelos más icónocos y los dota de nuevas prestaciones que los hacen mucho más interesantes, además de la opción perfecta para aquellos que no quieren un reloj inteligente y se conforman sólo con las características deportivas de estos.

Flex 2

Por un lado, la Flex 2, su modelo más básico, que sigue basándose en su sistema de luces LED en lugar de ofrecernos una pantalla. Con esas luces refleja tanto nuestra actividad como las notificaciones del teléfono con el que enlacemos la pulsera.

Flex 2


Sigue siendo una pulsera muy ligera; más aún, porque ha reducido incluso su tamaño, y nos ofrece la posibilidad de extraer el monitor de actividad para intercambiar la banda de goma por otra de otros colores e incluso una de metal con un look más de accesorio de moda que de pulsera deportiva.

Por supuesto, sigue siendo sumergible, así que no sólo puede monitorizar deportes como el running o el ciclismo, también puede acompañarnos en la natación. Y a eso hay que sumar que es capaz de seguir nuestras rutinas de sueño.

Charge 2

Por otro lado, la Charge 2 viene a ser justo al evolución que necesitaba dicha pulsera. Para empezar, porque ha adelgazado, y ahora es igual de gruesa a lo largo de toda la pulsera. Su pantalla ha crecido y ahora si que puede hacer las veces de un reloj deportivo en toda regla.

Charge 2

En ella podemos ver nuevos datos de un sólo vistazo donde antes teníamos que pulsar un botón para ir haciendo que la información mostrada cambiara y para rematar, incluso podemos añadirle watchfaces de fondo, para animarla un poco.

Y por supuesto, si en el modelo más básico podemos hacerlo, ¿cómo no íbamos a poder cambiar las bandas de goma para añadir nuevos colores a nuestra Charge 2?

En cuanto a prestaciones, la nueva pulsera de Fitbit mantiene su sensor de ritmo cardiaco, aunque ahora es más precisa gracias al módulo GPS que se le ha incluido y con el que seguir nuestro movimiento con toda exactitud es lo más fácil de l mundo para ella. Y ahora además, incluso nos ofrece medición de nuestra respiración, incluyendo de paso un modo en el que “enseñarnos” a respirar correctamente con varios ejercicios.

Flex Colors

Si ya te mata la impaciencia, no te preocupes, que no tienes que esperar demasiado para poder estrenar una de las nuevas Fitbit. La Charge 2 llegará al mercado en septiembre, a un precio base de 159,95 euros, mientras que la Flex 2 lo hará durante octubre por 99,95. Y por supuesto, con ellas llegarán todos los accesorios que la marca ha preparado para ellas: pulseras de colores diferentes, acabadas en piel para la Charge 2, y en metal para ambas, así como un par de colgantes diferentes para la Flex 2. Lo difícil será elegir nuestro modelo.

En Trendencias Lifestyle | Levántate del sillón y corre: Fitbit tiene la gama perfecta para acompañarte en tu ejercicio diario | Fitbit Alta: cuando el glamour llegó a las pulseras cuantificadoras
Más información | Fitbit

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio