Compartir
Publicidad

Auriculares Bluetooth Parrot Zik. Probamos el lujo inalámbrico diseñado por Philippe Starck

Auriculares Bluetooth Parrot Zik. Probamos el lujo inalámbrico diseñado por Philippe Starck
2 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Como todo arquitecto que se precie, mi casa es de eso que llaman "concepto abierto" en los programas de decoración. Tanto, que mi despacho solo se separa del salón por una estantería, por lo que escucho con toda nitidez lo que sea que mi chica esté viendo en la tele, y eso por la tarde puede ser un suplicio.

Por eso llevo tiempo buscando unos buenos auriculares inalámbricos con los que poder concentrarme, que fueran cómodos para usar a lo largo del día pero también bonitos para usarlos en otras circunstancias, y tras probar los auriculares Bluetooth Parrot Zik diseñados por Philippe Starck, creo que puedo afirmar que he encontrado un ganador.

Auriculares Parrot Zik, un diseño elegante

Prueba auriculares Parrot Zik - 2

Como norma, los diseños de los auriculares que encontramos por ahí son más bien feos, con un diseño --si es que se puede llamar diseño-- que tiende a pecar de hortera y pretencioso, totalmente alejados del diseño elegante de líneas puras y acabados delicados que Philippe Starck ha dotado a los auriculares Parrot Zik.

Eso es algo que se nota sin sacarlos de la caja, con un packaging a la altura que ya nos muestra a los auriculares en todo su esplendor. Cuando abrimos la caja, además de los cascos, encontramos también una funda en los que guardarlos, un cable para cargar la batería, un cable de jack por si queremos usarlos con algún dispositivo que no tenga Bluetooth (o si se nos acaba la batería) y un pequeño libro de instrucciones, aunque la verdad es que la puesta en marcha es a prueba de tontos.

Prueba auriculares Parrot Zik - 4

Los que yo he probado son los blancos (más bien blanco roto, así como crema) con las partes metalizadas en color bronce, pero hay otro modelo más sobrio en negro y plata (el que lleva la chica en la foto de portada), otro todo en negro (que ellos llaman oro negro) y un último un poco más atrevido con los detalles en oro brillante.

Sin embargo, si solo fueran unos auriculares bonitos, los Parrot Zik no serían suficiente para mi. Son las funciones de control añadidas y, sobre todo, el sistema de cancelación de ruido, lo que hace que destaquen frente a otras alternativas.

Puesta en marcha

Antes de ponernos a usar los auriculares Parrot Zik es necesario que lo enlacemos con nuestro dispositivo. Los Parrot Zik funcionan con cualquier dispositivo que tenga Bluetooth, ya sea un iPhone, un iPad, un smartphone o tablet con Android o con Windows Phone. Para estos tres sistemas móviles Parrot ofrece una aplicación que nos ayuda a sacar el máximo partido a nuestros auriculares, aunque eso lo veremos más adelante. Si queremos, también podemos enlazar los Parrot Zik con nuestro ordenador (siempre que tenga Bluetooth).

Prueba auriculares Parrot Zik - 5

Para enlazar nuestro móvil o tablet con los auriculares simplemente debemos ir a ajustes Bluetooth y elegir los Parrot Zik entre las opciones que aparezcan. Si queremos usar los Zik con otro dispositivo, deberemos desenlazarlos primero del anterior para poder enlazarlos de nuevo con ese otro dispositivo. Así evitamos que cualquier cerca de nosotros pueda enlazarlo por error.

Usando los auriculares Parrot Zik

Pero bueno, dejémonos de cuestiones técnicas, lo importante aquí es qué se siente al usar los auriculares Parrot Zik, y lo primero que hay que decir es que no se oye nada. Nada excepto la música o aquello que estemos escuchando, ya que gracias al sistema de cancelación activa de ruido los propios auriculares contrarrestan las ondas sonoras que llegan del exterior, haciendo que podamos disfrutar de nuestra música sin tener que subir el volumen.

Prueba auriculares Parrot Zik - 6

Obviamente, si estamos frente a una fuente de sonido muy intensa y prestamos atención podemos llegar a escuchar algo del exterior, pero para que os hagáis una idea ya me ha pasado en más de una ocasión de no oír que llaman al timbre o al teléfono de casa, y eso que como he dicho, mi casa es tipo loft y tengo la puerta y el teléfono al lado de mi despacho.

Otro punto a favor de los Parrot Zik es la comodidad. Nunca he sido muy devoto de los auriculares de diadema --también conocidos como supra-aurales-- pues la diadema acaba molestándome en la cabeza, pero estos se ajustan muy bien gracias a una diadema adaptable y acolchada y al hecho de que son bastante ligeros.

Prueba auriculares Parrot Zik - 7

Sin embargo, lo que hace de estos auriculares algo realmente cómodo son los controles táctiles incluidos en el auricular derecho. Así, a través de una serie de gestos podemos pausar la música, subir y bajar el volumen o cambiar de canción. Y por si eso fuera poco, si nos ponemos los auriculares al cuello o los dejamos en la mesa, automáticamente se detendrá la reproducción, activándose de nuevo al volver a ponérnoslos.

¿Y qué tal suenan?

Acostumbrado a auriculares intrauriculares de gama media como los que vienen con el iPhone, los auriculares Parrot Zik suenan de vicio, algo en lo que tiene gran incidencia el sistema de cancelación de ruido y también las opciones de personalización que nos ofrece la aplicación Parrot Audio Suite, en la que podemos configurar todo a nuestro gusto (ecualización en función del tipo de sonido, activar la cancelación de ruido y otros ajustes), e incluso escoger una ecualización "Tuned by Lou Reed", perfecta para escuchar música rock.

Prueba auriculares Parrot Zik - 8

Otra cuestión muy interesante es que cuando estás escuchando música con los Parrot Zik la música no parece salir de los cascos, sino que es como estar en una sala de conciertos donde, sin perder el estéreo, percibimos como si el emisor estuviera frente a nosotros, y no a ambos lados. Esto se puede configurar también según queramos en la aplicación Parrot Audio Suite.

Como último punto a mencionar, que se me había pasado, es que si usamos los Parrot Zik con el teléfono, podemos utilizarlos como manos libres, ya que incorpora un micrófono para que nuestro interlocutor nos escuche.

Prueba auriculares Parrot Zik - 9

En definitiva, los Auriculares Bluetooth Parrot Zik son todo un lujo inalámbrico diseñado por Philippe Starck que bien valen lo que cuestan (entre 250 y 350 euros dependiendo del diseño que escojamos). Puede parecer excesivo por unos cascos, pero si queremos aunar una buena calidad de sonido y comodidad de uso con un diseño excelso, los Parrot Zik son una magnífica opción.

Nota: Los auriculares han sido cedidos para la prueba por parte de Parrot.

Más información | Parrot En Trendencias Lifestyle | Auriculares y manos libres pueden ser elegantes y femeninos y Parrot lo sabe

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio